Un colectivo, un hábitat para la poesía y otras expresiones de la palabra en la diversidad literaria dirigido por Francisco Garzaro.

Mesa de Poesía publica a colaboradores y colaboradoras más o menos permanentes e incluye con frecuencia a poetas invitados. Incluye una pequeña galería fotográfica. Cuenta también con una sección de Narrativa breve, artículos y otras expresiones de la palabra. Para ir a esa sección simplemente utilice el vínculo que con tal propósito está localizado en la parte superior derecha de nuestra portada. Para volver a la página de inicio localice el vínculo correspondiente en la sección antes mencionada.

Esperamos que su encuentro con la poesía en nuestra revista-blog sea de su agrado.

Mesa de Poesía en el ciberespacio y desde Latinoamérica para el mundo.

22 de abril de 2010

Humo
(francisco garzaro, 2010)

Como río de letras frías gotas brillantes
en la tersura de tu pálida piel
reposan y quiero verte exacta
así como vives en algún lugar
del tiempo que ya no sé

sólo quiero descifrarte los ojos
aún te sigo en el párrafo inconcluso
en el símbolo escarlata de la luz
y cómo vas tristona cómo vas así
mirándome callada, blanca
cada vez en tu última foto

y la humedad
esa lívida armonía
poro a poro desparramada
en tu cuerpo
mira voy con el viento
giras y vuelves y yo en pos de ti

puedo evocarte, sí
llegarme seguro al rincón
de los sueños
sin temores ni nada
a conversar
¿tomarías café?

...lo sé vives en la fuga de la noche a la nada
en la nada deliciosa que hablan los pájaros
yo pensaré que estás que me escuchas
y voy a tocar tus labios rojos en el humo
en este aire negro y denso del sueño

pero óyeme los blancos tragos ya no
ni el empedernido tabaco
y sin café tal vez libemos sorbos de vino en fin
nos convidaremos ahora excesos
el lujo que queramos
sin pagar y no verán nuestras manos
curiosas los asesinos

resulta fácil escribir dulzuras como ésta
transgredir pues la línea del horizonte
aliviar necesidades amatorias predilecciones
hijas queridas de la utopía --ah, ¡nuestra utopía!--
y ser camaradas del río para llegar al mar
no sé pues si escribirte o simplemente pensarte

escribiendo es como bien te puedo pensar
y deletreo estas cosas untando palabra en papel
a la militancia del nuevo mundo a nuestra historia
de tantos años
a todos los poetas pues sin temblarme de ternura la mano
hoy quisiera encontrarte y conversar si acaso pudiera plantearse así.

15 de abril de 2010

Del poeta guitarrista Agustín Barrios Mangoré

Tupá, el Espíritu Supremo y Protector de mi tribu, encontrándome un día en medio del bosque, extasiado en la contemplación de la naturaleza, me dijo: "Toma esta caja misteriosa y devela sus secretos" y, encerrando en ella a todas las avecillas canoras de la floresta y a las quejas dolientes del alma resignada de los vegetales, la abandonó en mis manos. Tómela, obedeciendo el mandato de Tupá, y poniéndola muy cerca de mi corazón acongojado pasé varias lunas a la vera de una fuente. Una noche, Yacy -la luna, nuestra madre- reflejada en el líquido cristal, sintiendo la tristeza de mi alma india, dióme seis rayos de plata, para descifrar con ellos sus secretos. Y el milagro se operó: desde el fondo de la caja brotó la sinfonía maravillosa de todas las voces de la naturaleza virgen de América.
MANGORÉ
Nota: Agustín Pío Barrios (Mangoré), el más grande compositor-guitarrista latinoamericano, de significancia universal, nacido en Paraguay, falleció el 7 de agosto de 1944 en San Salvador, El Salvador, donde está su tumba.